Cosas que Ver y Hacer Brescia (Italia)

Brescia está situada en la región de Lombardía, en el norte de Italia, entre Milán y Verona. A los pies de los Alpes italianos, la región circundante es realmente magnífica y cuenta con algunos de los paisajes más fantásticos de Italia. En la actualidad, Brescia tiene una población mayor de 196.000 habitantes y está considerada como el centro industrial del país. La historia de esta importante ciudad se remonta a miles de años atrás y ha jugado un papel importante en los acontecimientos históricos desde el Imperio Romano. Debido a su importante ubicación en la región norte de Italia, Brescia ha sido disputada por varias facciones e imperios.

Hoy en día la ciudad cuenta con una gran cantidad de estructuras históricas como las ruinas del Templo Capitolino Romano y el Duomo Nuovo, junto con las maravillas naturales de fácil acceso como el Monte Maddalena y el famoso Lago de Garda.

Mapa de las mejores cosas que hacer y ver en Brescia (Google Maps):

1. Piazza del Foro

Piazza del Foro

Piazza del Foro

Esta pequeña plaza es una de las partes más antiguas de la ciudad y la influencia romana es fácil de ver cuando se camina por la calle empedrada.

Situada en el corazón del casco histórico, la plaza está rodeada de edificios antiguos y ruinas romanas como el templo del Capitolio.

Aparte de las estructuras romanas, hay una plétora de otros estilos, desde el Renacimiento hasta la modernidad, que se combinan para crear un lugar verdaderamente interesante.

Mientras camina por el centro de la ciudad vieja, la Piazza del Foro es una visita obligada.

2. Tempio Capitolino

Tempio Capitolino

Tempio Capitolino

Situado en la ya mencionada Piazza del Foro, el Templo Capitolino es una estructura y complejo romano y es uno de los ejemplos más importantes de arquitectura romana del norte de Italia.

Creada en el año 73 d.C., esta estructura se ha mantenido en pie durante miles de años y sirve como un conmovedor recordatorio del poder del antiguo Imperio Romano.

Hoy en día todavía se pueden ver elementos del templo, incluyendo grandes secciones de la pared, los cimientos, y también parte del frontón y los pilares.

Se pueden ver inmensos detalles en los pilares y algunas de las inscripciones en latín todavía son visibles en la base del frontón.

Además de la estructura en sí, también hay un museo que contiene información fantástica sobre el templo y la historia romana de Brescia.

3. Museo de Arte e Historia de Brescia

Brescia Musei Civici

Brescia Musei Civici

Situado en la bien llamada Via dei Musei, el Civici Musei Storia Santa Giulia se encuentra en un antiguo monasterio y combina la belleza de un antiguo edificio con un fantástico e interesante conjunto de exposiciones y exposiciones del museo.

Dentro de este edificio se puede explorar la historia y la prehistoria de Brescia y aprender sobre la región de Lombardía.

Además, bajo el monasterio se conservan una serie de casas romanas con hermosos suelos de mosaico.

Además, hay una fantástica colección de objetos antiguos como reliquias de oro, obras de arte históricas y esculturas.

Para una mirada perspicaz a la antigüedad, el Museo de Arte e Historia no decepcionará.

4. Duomo Nuovo

Duomo Nuovo

Duomo Nuovo

Situado justo al lado de la Catedral antigua, el Duomo Nuovo (Catedral Nueva) ofrece un contraste marcado y es una estructura religiosa verdaderamente opulenta y ricamente decorada.

Con una historia de construcción que abarca casi 200 años, la catedral se inició en 1604, pero no se terminó de construir hasta 1825. Su estilo arquitectónico es considerado de estilo barroco tardío y la fachada frontal presenta una gran cantidad de piedra blanca y mármol, así como una plétora de columnas y un frontón decorativo.

La Basílica central se alza sobre el horizonte de Brescia y se eleva sobre los edificios bajos que rodean el centro histórico de la ciudad.

En el interior, la catedral es limpia pero decorativa y tiene una gran cantidad de trabajos de estuco y esculturas detalladas.

5. Broletto

Broletto

Broletto

Otro buen edificio situado en la Piazza Paolo, el Broletto era el antiguo ayuntamiento de Brescia y ha estado en pie desde el siglo XII.

Este edificio tiene un aspecto completamente diferente al del Duomo y está claro que ambos son de dos épocas diferentes.

Construida entre 1187-1230, la fachada y los laterales están terminados, sin embargo, el campanario permanece inacabado y tiene piedra a la vista.

Combinando una mezcla de diferentes estilos y diseños, el edificio es verdaderamente encantador y es posible visitarlo en ciertos momentos dentro de la estructura.

6. Piazza della Loggia

Piazza della Loggia

Piazza della Loggia

En cuanto a las plazas tradicionales italianas, la Piazza della Loggia es simplemente hermosa y muy atractiva.
En un extremo se encuentra el Ayuntamiento de Brescia con sus impresionantes columnas arqueadas, sus estatuas de mármol y su techo abovedado, mientras que en el extremo opuesto hay una serie de bellos arcos que esconden una pasarela.

En la parte superior de los arcos hay un reloj fantásticamente decorado con adornos dorados y frescos de colores.
Además, también hay una impresionante estatua de piedra en el centro de la Piazza y una variedad de cafés y restaurantes con asientos en el exterior.

Por la noche, toda la Piazza está iluminada con una hermosa iluminación que proporciona una verdadera experiencia ambiental.

7. Brescia Castello

Brescia Castello

Brescia Castello

Situado en la esquina noreste del centro histórico de la ciudad, el castillo toma una posición elevada y se puede ver a kilómetros a la redonda.

La primera iteración del castillo fue construida en el siglo XIII y sirvió como una brillante forma de fortificación debido a su posición elevada en el centro de la ciudad.

Hoy en día se puede pasear por los terrenos del castillo y admirar las enormes murallas y torretas que quedan.
Además, todo el complejo está rodeado de hermosos árboles y parques y es un lugar agradable para visitar en los meses de verano.

También hay un museo dentro del edificio principal del castillo que contiene información fantástica sobre la historia de los edificios, y algunos artefactos interesantes, armaduras y armamento.

8. Santa Maria dei Miracoli

Santa Maria dei Miracoli

Santa Maria dei Miracoli

La iglesia de Santa Maria dei Miracoli es un edificio de pequeño tamaño, con un hermoso diseño tanto en el interior como en el exterior.

Situada en el ajetreado Vittorio Emanuele, la fachada delantera de la iglesia es realmente impresionante con una serie de columnas decoradas y un frontón que cuenta con una gran cantidad de obras de arte en estuco y esculturas.

El interior de la iglesia está aún más ornamentado: la mayor parte del techo está cubierto con un sublime fresco de colores que representa a Cristo y a otros personajes religiosos, y los pilares y las paredes también tienen muchos detalles.

9. Museo Mille Miglia

Museo Mille Miglia

Museo Mille Miglia

Si te gustan los coches y las carreras de coches, entonces habrás oído hablar de la carrera Mille Miglia, que ha alcanzado un estatus legendario en Italia.

Celebrada entre 1927 y 1957, la carrera contribuyó a aumentar la popularidad de las carreras y de fabricantes de automóviles como Porsche y Ferrari.

El Museo Mille Miglia está dedicado a esta raza y a su historia y está situado en un antiguo complejo de monasterios al este de Brescia.

Aquí puedes encontrar una fantástica cantidad de información sobre la carrera y sus orígenes, incluyendo ganadores anteriores, fotografías y recuerdos, y también una selección de los coches ganadores y competidores reales.

10. Monte Isola

Monte Isola

Monte Isola

Situado en el centro del lago de Iseo, el Monte Isola es una isla y también una comuna que es un lugar popular para visitar cuando se pasa tiempo en el lago.

Con una población actual de 1.700 habitantes, sus habitantes tienen que caminar o andar en bicicleta por todas partes, ya que no hay vehículos en la isla.

Entre los lugares de interés de la isla se encuentran el Santuario de la Virgen de la Ceriola, situado a 600 metros sobre el nivel del mar, y los pequeños y encantadores pueblos de Peschiera Maraglio, Cure y Carzano.

Los ferries regulares salen tanto de Sale Marasino como de Sulzano y hay muchos vendedores de alquiler de bicicletas.

Considere viajar a la isla, alquilar una bicicleta y simplemente explorar este hermoso paisaje montañoso.

11. Lake Iseo

Lake Iseo

Lake Iseo

El lago de Iseo es el cuarto lago más grande de la región de Lombardía y se encuentra muy cerca de Brescia.
El lago está a unos 30 km al oeste de Brescia y se puede llegar a él en unos 20 minutos en coche.

El lago de Iseo está rodeado de montañas de un verde exuberante y sus orillas están bordeadas por una serie de pequeños y agradables pueblos como Iseo, Predore y Sulzano.

Estos pueblos son perfectos para explorar y aquí se puede experimentar un ritmo de vida relajado y un escape de las bulliciosas ciudades de Italia.

Considere también la posibilidad de tomar el ferry al Monte Isola, que es una gran isla habitada que se encuentra en medio del lago.

12. Lake Garda

Lake Garda

Lake Garda

Se podría escribir un artículo completo sobre el Lago de Garda por derecho propio – Es un lugar tan tentador con una plétora de diferentes actividades y sitios.

Al este de Brescia, el Lago de Garda se encuentra majestuosamente rodeado por las montañas de Lombardía y Véneto.

Como el lago más grande de Italia, es difícil saber por dónde empezar, pero un punto de interés que sin duda emocionará es el brazo de Sermione – Este tramo de tierra se adentra en el extremo sur del Lago de Garda y cuenta con algunos edificios antiguos fantásticos y la famosa playa de Jamaica.

Si lo que busca es adrenalina, el Lago de Garda también ofrece una gran variedad de deportes acuáticos como el windsurf, el ciclismo y el kayak.

13. Monte Maddalena

Monte Maddalena

Monte Maddalena

También conocido como la montaña de Brescia, Monte Maddalena se encuentra justo al este de la ciudad y es un lugar fantástico para explorar.

Esta montaña se eleva sobre la ciudad de Brescia y varias pequeñas ciudades se asientan en su ladera sur.

Si no te apetece caminar, hay caminos que llevan gran parte del camino hacia la montaña y también un servicio de busto intermitente.

Sin embargo, para experimentar verdaderamente la majestuosidad y magnificencia de este fenómeno natural, una caminata será tanto gratificante como desafiante.

La verdadera cima de la montaña no es accesible ya que hay una base militar allí, pero hay muchas áreas panorámicas que ofrecen vistas asombrosas de la región circundante.